Reiki

Reiki

¿Te has dado cuenta de que al golpearte inconscientemente llevas tu mano hacia la zona adolorida para aliviarla? Bueno, el Reiki funciona bajo ese mismo principio: es una técnica de canalización de energía específica, para entregarla a un paciente a través de las manos de un terapeuta especializado.

Esta terapia fue descubierta por el japonés Mikao Usui, quien la definió como "energía vital que viene de la fuente". La sílaba Rei puede traducirse como universal, mientras que Ki significa energía vital. Es una práctica milenaria, catalogada como la más integral, ya que potencia el equilibrio de la energía vital del organismo de manera profunda y permanente.

El Reiki desbloquea los canales energéticos de los siete chakras del cuerpo humano y los pone en contacto unos con otros, de modo que los órganos, las glándulas, los tejidos y todas las células de nuestro cuerpo, queden en contacto entre sí para el libre flujo de la energía.

Esto restaura el equilibrio de los sistemas nervioso, endocrino e inmunológico; fortalece las defensas naturales y las funciones metabólicas, reportando un sueño mas reparador, claridad mental, además de tranquilidad y buen ánimo.

La terapia

Durante la sesión el paciente se recuesta de espalda y el terapeuta va posando suavemente sus manos durante algunos minutos en distintas zonas del cuerpo, desde la cabeza a los pies. Se acompaña de música suave y el uso de aromas específicos que intensifican la sensación de bienestar.

Cada sesión dura alrededor de 1 hora, siendo un excelente complemento para:

• tratamientos de colon irritable
• dolores tensionales
• quimioterapia
• alteraciones de sueño
• depresiones
• cuadros ansiosos
• crisis de pánico
• entre otros

 Centro Lohan cuenta actualmente con tres terapeutas de Reiki

Ver todas las terapias »

 

Escuela Tai Chi y Chi Kung Clásicos